Construyendo

Los días aquí pasan rápido, aunque eso depende del tiempo. Del tiempo meteorológico.
Cuando llueve no trabajamos en la casa por miedo a que se moje, ya que aún no tiene cubierta. Y eso ha sido todos los días que llevo aquí menos hoy. Mañana hasta hará sol.
La verdad es que avanzamos rápido para lo poco que trabajamos, hemos rellenado los huecos que quedaban entre balas de paja y pronto nos pondremos con las instalaciones.

image

La gente se para y nos mira extrañados, sobretodo gente mayor, eso es universal. Me han contado historias muy graciosas de gente que se para y… Por ejemplo que un grupo de girl scouts se pare y diga que quieren bailar delante de la casa porque les ha gustado mucho, o gente que les pita desde el camión al grito de hippies!! Gente que te ve y te regala cosas para que puedas trabajar mejor, esas cosas.

image

Dentro de las strawbale houses, hay tres tipos: de muros de carga, de estructura independiente y mixtas. La que estamos construyendo es mixta, es decir, tiene muros de carga, pero también hay una viga principal en el medio para sujetar el tejado y que todo el peso no vaya a la paja. Está en particular tiene una estructura de madera verde que le da un toque muy especial, además de una geometría redondeada y ser de dos pisos. A mi me resulta impresionante, la verdad.
La pena es que no voy a poder acabarla, cosa que mi hermano sí, me muero de envidia.
Estoy agotada, os dejo, feliz miércoles.

Construir con paja

Lo primero que dice la gente cuando vas a construir con paja es: ¿pero no has aprendido nada de los tres cerditos?
Me estoy leyendo el libro Casas de paja, una guía para autoconstructores, y la respuesta a esa pregunta es: sí, que tu casa no te la construya un cerdo.

image

De hecho el prólogo viene con una viñeta que habla de lo que pasó con el lobo.

image

Bien, basándome en este libro, os quería responder a algunas preguntas que te haces cuando vas a construir o que le haces a alguien que dice que va a construir con paja.
¿Pero esa casa es algo provisional, no?
Pues no, de hecho se ha demostrado que una casa de paja dura mínimo de 100 años, mientras que el hormigón dura 50 nada más sin tener problemas.
¿Y no le atacan los bichos y los ratones?
Pues con el revoco evitas los bichos, y a los ratones realmente lo que les atrae son los agujeros (por eso es importante rellenarlos) y el grano, no se comen la paja, así que es importante que la paja que compréis u os den tenga el menos grano posible.
¿Y las vacas? ¿Que me dices de las vacas?
No tengas vacas cerca en el periodo de su construcción. Y tampoco son pequeñas y ágiles cómo para no poder verlas y apartarlas.
¿Pero las balas de paja no pesan mucho?
Hay varios tamaños, que van desde los 15 kg a los 500. Cuanto más comprimidas mejor. Pero nadie ha dicho que no te ayudes de herramientas o que hagas la obra tu solo.
¿No son peligrosas frente al fuego?
Las pruebas que se han hecho a
dan como resultado un tiempo de 90 minutos, de sobra para cumplir la normativa en cualquier país. Lo peligroso es la paja suelta durante su construcción, así que hay que mantener el espacio limpio y tener ciao con las chispas de las máquinas de corte. Así como no fumar cerca, claro.
¿Y sí se moja la paja?
Si se moja la cara lateral un poco durante la construcción no pasa nada. Además el revoco ayuda a absorber el exceso de humedad. Pero utilizar paja mojada o que se moje en profundidad no es nada bueno, porque se pudre. Aun así hay experimentos de casas hechas con paja podrida con resultados notables, pero no es recomendable.

Os animo a que hagáis las preguntas que queráis e intentaremos resolverlas.
Feliz lunes.

Festival en Bélgica

La verdad que cuando vine aquí sólo pensaba en el trabajo en la casa, pero aquí se lo toman con mucha calma. De hecho te preguntan si te apetece trabajar. Y los fines de semana se sale y se descansa.
Así que ayer fuimos a un festival de música, entre unos campos de cultivo, en medio de ninguna parte. Tocaban los chicos de la música experimental a los que vimos ensayar el día anterior. A parte de ellos un grupo con instrumentos de cuerda que tocaban versiones, un grupo que cantaban en perfecto español ( pero hablaban en flamenco), y un grupo tipo charanga.

image

Era un festival rollo megabarbacoa con carpa de música, con niños recogiendo las botellas vacías (los beneficios eran para una escuela, y por las botellas les daban algo luego).

image

Empezó a llover, luego más y más, hasta que aquello empezaba a ser preocupante, un vendaval como no había vivido nunca.  Luego nos contaron que por algo así el año pasado murieron 5 personas en un festival. Genial. Pero la mayor preocupación estaba en torno a la casa de paja, que estaba cubierta con plásticos, pero poco más. Así que fuimos a verla.
Se habían movido unos cuántos plásticos, y se estaba mojando un poco por el lateral (que se moje no es bueno porque se pudre la paja, y aún no tiene el revoco no el tejado puesto para protegerla). Repusimos todo y nos fuimos a casa. Hoy estaba todo seco, y no ha habido ningún problema.
Menos mal que es verano.
Hoy está siendo mi primer día de trabajo en la casa. Pero mejor os lo cuento mañana.
                 ¡Feliz domingo!

Lincelam

Pues sí, estoy en Bélgica. Pese a todo me he marchado, y una pequeña aventura viene bien de vez en cuando.
Recomiendo a todo el mundo a visitar las granjas europeas, sobretodo si vives en una gran ciudad. Y de voluntario mucho más. Porque además de la tranquilidad que se respira, de comer directamente de lo que cultivan, te involucras en sus vidas y por unos días compartes y vives de otra manera. Y aprendes un montón.
Esta vez en vez de recoger hortalizas me he venido con mi hermano a ayudar en la construcción de una casa de paja. Ayer me la enseñaron y es una pasada ya sin acabar. Pero hasta el lunes no la tocamos, porque los fines de semana son para salir y descansar. Así que nos llevaron a la granja de un experto en permacultura para oír un ensayo de música experimental (no sabían definirlo de otra manera y yo tampoco, la verdad, pero sonaban bien y tocaban muchos instrumentos, rollo Calexico, pero un poco más loco).
Antes fuimos a comprar pan a la máquina expendedora. Sí, aquí los granjeros tienen máquinas para pan, fruta e incluso huevos. Es una gran idea, pienso yo.
Aquí dicen que es un verano caluroso. En España sería como primavera calurosa. Hoy llueve que parece que se va a acabar el mundo.
Os iré contando más. De momento os dejo con el enlace a la página del sitio donde podeis ir viendo el estado de la construcción y cómo es esto: http://www.lincelam.be.

acuarelas muy especiales: Ángel Caño

Hay personas que tienen una sensibilidad especial, que sus obras conectan con nosotros, nos hacen vivir historias o sentir cosas que no podríamos sentir de otra manera.

Hay otras personas que con su técnica nos hacen vibrar, que nos estremecen con su manejo de las herramientas, con su corrección nos maravillan.

Y luego hay otras que tienen un talento muy especial, que combinan esas dos cosas. En el mundo de las acuarelas está Ángel Caño, y mejor que mis palabras os dejo parte de su obra, que habla por sí misma.

esto no es acuarela, pero mola

Podéis ver su galería aquí y su trabajo con Hermanas Bolena aquí.

Trabajar en España

Tal vez sea un puesto difícil de llenar. Necesitamos contratar a alguien brillante pero que no sea lo suficientemente listo como para saber que le pagamos menos de lo que debería.

Trabajar en España parece que se convierte cada vez más en misión imposible, y cada vez nos vamos rebajando más y más para que nos acepten en algún trabajo. Incluso leí hace poco que ciertas personas famosas ofrecen trabajo a cambio de que les pagues…hasta aquí podíamos llegar.

Y si no cambiamos esto nosotros nadie lo va a cambiar. No te van a decir: oye, que creo que debería pagarte más por lo que estás haciendo. O te ofrezco más dinero del que me pides. Poder puede pasar (a mí me ha pasado, jefes como ese deberían abundar y no ser la excepción), pero es poco probable.

Los españoles tenemos la autoestima laboral por los suelos, cada vez nos esforzamos más, estudiamos más, trabajamos más, pero en nuestro país no encontramos salida. Risto Mejide nos propone huir.

Pero si lo que queréis es cambiar vuestra actitud frente al trabajo hoy os recomiendo leer el blog Trabajar en España. Habla de la situación actual, de las personas que integran el entorno laboral y de cómo tratar con ellas. De cómo enfrentarte a tu situación de desempleo. Útil, interesante, optimista, pero a la vez realista.

La persona que lo escribe ha pasado por múltiples condiciones de trabajo: en paro (pero no parado) durante cierto tiempo, de becario, con contrato, freelance, en España, Alemania, Suiza, trabajando para gente joven, menos joven…así que sabe de buena mano lo que es dedicarse a buscar trabajo, a encontrarlo, a arriesgarse, a dejarlo todo por tener uno. Una persona luchadora a la que no podéis dejar de seguirle la pista. Os lo recomiendo. Y sí, es mi hermano 🙂

¡Feliz miércoles y a trabajar en vuestros sueños!